Hoy os mostramos la entrevista de David Álvaro, un antiguo alumno que ha pasado a formar parte de nuestro equipo estable de trabajo en campamentos.

¿Cuál fue tu primera sensación cuando entraste en el campamento? Pues como cualquier niño con once años nervioso, pero en seguida me sentí integrado dentro del campa.
¿Con qué idea entraste y cuál es la actual? Entré con la idea de pasármelo bien, y la verdad es que sigo con la misma, aunque con una mayor responsabilidad. Al final todo lo que haces, si lo haces porque te gusta, lo disfrutas al máximo.
¿Cuántos años de monitor llevas con aula joven, y de niño? Pues de niño fueron siete, de monitor dos. Así que llevo un total de nueve años con ellos.
¿Qué es lo que más te gustaba? El ambiente, la convivencia… Sentía que tenía otra familia de la que, aunque solo la viese 15 días al año, me sentía parte.
Cuéntanos un recuerdo inolvidable: Wow… Es difícil sintetizar tantos años en un recuerdo. Quizá la llegada al campamento, sabiendo tenía por delante 15 días para pasarlo como un enano.
¿En qué crees que ha cambiado tu vida desde que vas de campamentos? Pues como he crecido con aula joven se podría decir que no he notado el cambio. Ha sido parte de mi desarrollo y me ha enseñado a ser mejor persona, eso seguro.

Monitores Aula Joven: David Alvaro
Califique el contenido